FAPOL AHORA

Textos


Novedades de la FAPOL

Leer

VIII Encuentro Americano de Psicoanálisis de la Orientación Lacaniana

Leer

XI° CONGRESO AMP

Leer

AMP - Asociación Mundial de Psicoanálisis

Leer

XXV Jornadas Anuales de la EOL

Leer

XI Jornadas de la EBP

Leer

IX Jornadas de la NEL

Leer

EOL - NUEVA SEDE

Leer
Novedades de la FAPOL


Las mutaciones del vínculo social (1)
Sus efectos y sus tratamientos en la práctica del Psicoanálisis

La Soirée de la AMP- llevada a cabo el 30-01-17, en París- nos invitó a responder una pregunta: ¿cómo recibe y cómo trata el Psicoanálisis de nuestra orientación las mutaciones del vínculo social?

Las transformaciones que lacan propuso para la práctica del Psicoanálisis facilitan el alojamiento de las expresiones actuales del malestar en la cultura. Quitarle al Psicoanálisis su ritualización y orientarlo hacia sus principios, lo libera de ataduras que le hubieran impedido ofrecer un campo de trabajo a los síntomas contemporáneos.

Restaurar esos principios tuvo sus costos, pero también sus beneficios. Precisamente, conociendo ese recorrido, se hace necesario precisar los principios que nos orientan a la luz de una actualidad que nos propone nuevas formas de contacto.

Si los principios del psicoanálisis son nuestra defensa contra los rituales, revisarlos a la luz de la contemporaneidad nos protegerá de que no se transformen ellos mismos en una nueva ritualización, algo asi como los estándares lacanianos, ese es nuestro riesgo.

Los avances de la tecnociencia inauguran modos de encuentro diferentes tanto a nivel social como sexual: un ejemplo de esto son las presencias virtuales a partir de dispositivos que posibilitan la producción de imágenes. A partir de la consistencia imaginaria de esa producción, nos encontramos con nuevas formas de satisfacción que introducen una variable significativa en el terreno de los vínculos sociales.

Ante esto, no podemos dejar de preguntarnos si puede existir un psicoanálisis virtual cuando una de sus condiciones es la del encuentro efectivo entre los cuerpos? ¿Cómo lo afecta, como lo modifica todo este avance?

Hay contactos sostenidos entre analizantes y analistas por mail, por whatsApp, por Skype. Frente a estas prácticas existentes, la respuesta que se suele escuchar es que se trata de una práctica degradada y por lo tanto rechazada.

¿No es acaso la misma respuesta que en la primera época de Lacan, cuando su pertenencia era a la IPA, se escuchaba respecto de las sesiones cortas, de las presentaciones de enfermos o del uso de la sala de espera? Todo lo que tocara las inercias constituidas era causa de rechazo y crítica.

Hoy nuestra práctica está interpelada por la presencia de nuevos síntomas que produce la vida moderna con sus avances científicos.

Nociones tales como la famosa caída de la función paterna; el objeto a como plus de goce, su ascenso al cenit, o fenómenos como la necesidad imperiosa de comprar el nuevo objeto que viene rápidamente a sustituir al viejo; el saber en el bolsillo, como dice Miller, accesible a una simple consulta vía Google ¿qué lugar le deja al psicoanálisis?

Hoy el olvido de los nombres propios que tanto causó el interés de Freud, se resuelve rápidamente, no por el camino de la asociación libre, sino preguntándole a Google, que sin ningún esfuerzo nos responde lo que hemos olvidado o lo que necesitamos saber. ¿No representa esto un rechazo al inconsciente?

Tanto el tema que elegimos para el próximo Enapol, "Asuntos de familia", como el del Enapol anterior donde trabajamos el reino de las imágenes, también el titulo de nuestras últimas jornadas anuales en la EOL: Hiperconectados, se ponen en serie con lo que la Noche de la soirée nos interrogaba.

Sin duda el concepto de familia se ha revolucionado en las últimas décadas, hay familias tradicionales, familias ensambladas, familias monoparentales, familias homoparentales.

Los chicos hablan de la novia del papá, del marido de su mamá, de sus dos papas o de sus dos mamas, sin que nadie se escandalice.

Cada vez es más frecuente la decisión de embarazo de mujeres solas, con el deseo de no sacrificar su maternidad, precisamente por no tener una pareja, hoy es moneda frecuente congelar óvulos a cierta edad a la espera de poder utilizarlos algunos años después esperando armar una familia.

No podemos dejar de interrogarnos por esta mutación de las formas familiares y sus consecuencias para el psicoanálisis.

A través de una serie de viñetas clínicas que desarrollé durante la soirée, me interesó mostrar que el psicoanálisis nos permite meternos con los cambios de los vínculos sociales, pero no alcanza con el relato de las anécdotas, hay que atravesarlas y eso sólo se consigue de la mano de un análisis, única forma del acceso a un amor más digno, incluso a un deseo mas liberado y a un goce mejor regulado.

NOTAS
* El presente texto es una síntesis de la presentación efectuada por Flory Kruger en la Soirée de la AMP, el día 30/1/2017.